“Mi mamá está en un geriátrico a siete cuadras de acá. Las chicas que la cuidan están siempre apuradas porque hay poco personal y muchos abuelos. Yo me tomo todos los días una hora al mediodía para ir a darle de comer y estar con ella."

Go to link